Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Claudio Carudel - El mejor jockey del turf español

    ArtículoHistoria - Jinetesjueves 12 julio 2012
    Compartir:

    Claudio Carudel fue considerado el mejor jockey de la historia de las carreras de caballos españolas, aún habiendo nacido en Chantilly, cuna del turf en Francia. Su nombre resurgía en los círculos ecuestres a principios de julio de 2012, cuando se informaba de su fallecimiento a los 74 años de edad.

    Desde finales de la década de los 50 hasta la mitad de los años 80 Carudel consiguió convertirse en uno de los dos jockeys que más carreras ganaron en el turf español. El otro jinete se trata de Román Martín, natural de Toledo, de 71 años, quien actualmente ejerce de entrenador en San Sebastian.

    ‘El Rubio de Oro’, como era conocido Carudel, llegó a cosechar cerca de mil quinientas victorias desde que en 1957 llegase a Madrid y se estrenase con ‘Abe de Fuego’.  El desconocido entonces Claude Carudel ya ganó la estadística de jockeys en 1958 y logró repetir la misma clasificación otras diecisiete veces hasta 1985. Terminó segundo en doce ocasiones, y en once de estas 'derrotas' quien salió campeón fue Román.

    El jockey francés llegó a acumular hasta doce trofeos del Gran Premio de Madrid, doce del Derby, catorce 'poules' de potros y potrancas, trece premios 'Oaks', siete memoriales Duque de Toledo, seis Villamejor y cuatro donostiarras Copas de Oro, una de las pocas carreras en las que Román, con cinco triunfos, sobrepasó en éxitos a su compañero y rival. En total, Carudel sumó 1.450 victorias, 106 en grandes premios.

    Su nombre siempre se asociará a grandes caballos campeones. Uno de ellos, la yegua ‘Teresa’, que tras vencer multitud de carreras en España, llegó a participar en el Arco del Triunfo de París. Por otra parte, pasarña a la historia del turf como el jockey de los mejores propietarios, como el Conde de Villapadierna, Ramón Beamonte y, en especial, de la cuadra Rosales de la familia Blasco, con la que permaneció 21 años unido y para la que al final de su etapa deportiva fue también preparador.

    Para Rosales montó a muchos de los mejores pura sangres hasta su retirada, en febrero de 1988, a lomos de 'Ritmo', ganando el Premio Cruzcampo en el hipódromo sevillano de Pineda. Ya por entonces ejercía de preparador, oficio que siguió desarrollando hasta 1996.

    Tras el largo cierre del hipódromo de Madrid, Carudel fue asesor de la sociedad Hipódromo de La Zarzuela para la reapertura del recinto en la capital, en 2003, y más tarde fue director de la Escuela de Oficios (2005).

     

     

    Fuente e imagen: EFE

     

     

    Artículos
    Suscríbete al boletín