Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Historia de la Hípica de Alcalá

    ArtículoHistoria - Jinetesmartes 05 junio 2012
    Compartir:

    La Hípica de la carretera de Meco (en Madrid) es la instalación deportiva más antigua de Alcalá de Henares. Su historia empieza en 1839 cuando once grandes edificios universitarios fueron cedidos al Arma de Caballería, pasando a convertirse Alcalá en sede de su Establecimiento Central de Instrucción y su Colegio de Cadetes, cuando se creó en 1850.

    Los jinetes militares encontraron en los llanos del Campo del Ángel un gran espacio en el que practicar sus ejercicios de equitación. Incluso llegaron a construir en 1903 un hipódromo. Las carreras eran organizadas por el Regimiento de Lanceros de la Reina y congregaban a miles de espectadores.

    La pista de obstáculos se inauguró en febrero de 1908, en las proximidades de la puerta de Aguadores y de La Galera (cárcel de mujeres). La pista, de grandes dimensiones, celebró grandes concursos hípicos hasta 1915, fecha en la que fue vendida para granja de Prisiones.

    Tres años después, en 1918, en un terreno entre la carretera de Meco y la Senda Perdida, se instaló “un campo de pruebas, instrucción polo y pista de obstáculos", que en marzo de 1928 fue alquilado por los regimientos de Caballería y el Depósito de Sementales, de guarnición en Alcalá, al colegio de Santiago de Huérfanos de Caballería.

    La primera piedra del proyecto se colocó en 1932 pero pocos años después, el comienzo de la guerra impidió que los edificios fueran utilizados para el fin con que se concibieron, y allí se instalaron tropas. Hacia el final de la contienda, el recinto junto a la hípica conocido como 'el manicomio' ya era usado como prisión.

    Tras permanecer vacío algunos años, en 1942 el Ministerio del Ejército se lo compró a la Diputación Provincial por 13 millones de las antiguas pesetas. 

    Desde entonces hasta la actualidad las instalaciones han permanecido siendo usadas para fines de equitación.
     

     

     

    Fuente e imagen: diariodealcala.es

     

     
     

    Artículos
    Suscríbete al boletín