Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    José Gardés Montañés - Presidente de la Sociedad Hípica Amigos del Noble Bruto

    ArtículoHistoria - Jinetesjueves 20 junio 2013
    Compartir:

    Las fiestas de Sant Joan en Ciutadella (Menorca) convierten al caballo en el protagonista de esas fechas. Pero a lo largo del año la actividad alrededor de este animal también tiene vida en clubs, hipódromos, escuelas y centros ecuestres que nutren la pasión de los amantes de este bello animal.

    José Gardés Montañés es el actual presidente de la Sociedad Hípica Amigos del Noble Bruto.

    ¿Cuándo y como nació en ti la afición por este mundo, el del caballo, el de la hípica?
    Fue algo inevitable; mi padre era y sigue siendo un gran aficionado a la hípica y fue él quien me inculcó esta afición y me indujo al mundo de la hípica.

    Tú has sido "caixer" en varias ocasiones.
    Mi debut se produjo cuando contaba tan solo con catorce años de edad y me “retiré” en el año 2000; curiosamente todavía hay gente que, al acercarse las fiestas me pregunta si estoy preparado para salir de nuevo.

    ¿Qué siente un caixer en dichas celebraciones?
    Una emoción indescriptible; cuando estás a punto de iniciar tu participación directa en el jaleo y miras a la plaza abarrotada de gente, sientes un algo muy especial; es un  sentimiento tan vivo y personal que resulta difícil de explicar. 

    Actualmente estás al frente del Hipódromo de Mahón; pero antes repasamos tu labor como mero conductor, ¿cuál es tu objetivo?
    Todos nosotros, todos los conductores somos amateurs, de ahí que mi objetivo, como el de cualquier otro participante, sea el de disfrutar de una afición e intentar copar los máximos premios posible, cuyo montante económico nos ayuda a pagar los gastos que el mantenimiento de un caballo genera; pero sobre todo lo que me inspira es el participar, el competir y, si es posible, ganar.

    Premios y gastos, ¿están a la par?
    No, los gastos son superiores a los premios; ten en cuenta que estamos hablando de comida (pienso), y de otros gastos imprescindibles como el del veterinario o el del herrero, dinero que en ocasiones intento explicar, y no todos lo entienden, se queda en Menorca.

    Además del valor añadido que aporta a la promoción del turismo en la Isla, el vuestro es un deporte "singular".
    Del todo; la gente de Menorca, sobre todo los aficionados, conocen la singularidad de las carreras, su belleza y atractivo, algo que muchos turistas desconocen y por ello  al presenciar en vivo una carrera de cabriolets se sienten sorprendidos por la espectacularidad  de las mismas.

    En los últimos tiempos el cargo de presidente está en manos de aficionados jóvenes. Tras Antonio Roca llegó Toni Catchot y a éste le sucediste tú. ¿Habéis asumido la responsabilidad de gestionar esta actividad socio-cultural-deportiva?
    Sí, seguimos en ello por afición y por la responsabilidad de ofrecer a los aficionados un espectáculo cada ver mejor y que atraiga al mayor número posible de espectadores.

    Actualmente, ¿cuántos socios conformáis la sociedad?
    Unos 200, todos o casi todos, con "intereses" en el club, es decir propietarios de caballos.

    ¿Cuál es la programación de las carreras?
    La experiencia nos aconseja que seis carreras por jornada es la medida más idónea; en ocasiones una carrera más, por el número de caballos participantes sería posible, pero nos mantenemos en solo seis carreras 

    ¿De qué "plantel" de caballos estamos hablando?
    De unos 70, más o menos, de los cuales 55 o 60 compiten cada semana.

    Vuestra mejor época en cuanto a afluencia de público, debe ser en verano. ¿Ofrecéis algún atractivo especial?
    Sí, aunque sin grandes alardes, las carreras las celebramos los sábados por la tarde y el precio de la entrada es muy reducido, seis euros por persona; luego, durante la temporada de invierno la entrada es gratis, con la finalidad de crear afición.

    Y las carreras nocturnas, ¿cuándo las celebráis?
    Estas son realmente especiales y las anunciamos con bastante antelación; para éste verano los días elegidos son el 31 de julio y el 14 de agosto.

    ¿Se puede hablar de caballos criados en Menorca?
    Sí; además los caballos nacidos aquí, los de raza menorquina, tienen una gran aceptación en Mallorca; la "cuna menorquina" goza de un gran prestigio no solo en la balear mayor sino incluso en el extranjero, porque son caballos con los que disfrutas conduciéndolos.

    ¿Son buenos potros…?
    Excelentes; en líneas generales son muy buenos caballos; incluso algunos de ellos han hecho sus pinitos en Francia, Alemania, Bélgica y Holanda, además de Mallorca.

    Sipudieras confeccionar una lista de los caballos que más te han impresionado, ¿a cuáles elegirías?
    No me sería fácil porque he conducido unos 125, la mayoría de ellos de una gran calidad, pero como ocurre siempre tienes tus preferencias, particularmente me inclino, por su nobleza y calidad, por "Vol des Bosch", "Bogenia D’Aris" y "Sírgame", caballos para mí especiales por su nobleza y facilidad para conducir.

    Recordando a los Mata, a Miquel Pons y a algunos más; conductores de una gran experiencia ¿Hoy, quienes comandan el ránking?
    Hoy la "nómina
    " de corredores está integrada, mayoritariamente, por gente joven, que estamos a un nivel muy parejo; los premios están muy repartidos, porque el equilibrio es casi total, de ahí que en la "clasificación" la diferencia sea poca; hoy la igualdad entre los conductores es mucha.

    ¿La mujer se ha integrado en este apasionante mundo?
    Sí, cada vez con mayor empuje; compiten tanto en las carreras organizadas solo para ellas como en las normales, las mixtas; son buenas competidoras y excelentes aficionadas.

    En Menorca, aunque sería mejor decir en Baleares, el "trote enganchado" es la especialidad más explotada. ¿Es una tradición muy arraigada?
    Sí, una tradición muy arraigada y la más conocida, aunque también practicamos el "trote montado", especialidad ésta que yo califico para gente joven; actualmente ya no lo practico, me retiré de dicha especialidad a los 40 años; es una carrera que solemos programar para la "Diada Hípica", como una aportación más para darle mayor vistosidad.

    Las carreras al galope, ¿son aquí la hermana menor de la hípica?
    Entre el sí y el no; son carreras de una gran belleza pero la frecuencia o no de carreras depende de la afición y aquí se decanta por el trote enganchado más que por el galope.

    El turismo se ha convertido en la "palanca" de la economía insular. ¿La hípica, todo su entorno, es un buen reclamo para quienes nos visitan?
    Mi opinión es que sí; para una parte importante de turistas las carreras con cabriolet son una novedad y una sorpresa agradable, y para otros un "descubrimiento" de una afición que ya conocen en sus propios países y que ignoraban que tuviese esta ramificación fuera de su "casa".

    Mantener un caballo en buenas condiciones, ¿resulta caro?
    Sí, porque además del gasto crematístico hay la atención que su cuidado requiere.

    ¿Cuáles son tus "números"?
    Debuté el 5 de octubre de 1985, y desde entonces he participado en 758 carreras en las que he obtenido 265 victorias; actualmente poseo cuatro caballos (tres caballos y un potro).

    ¿Tienes alguna afición?
    La hípica y el trabajo me absorben por completo; en verano el mar, las posibilidades que ofrece me atraen, pero en grado menor.

    Se que tienes in mente, como presidente de la Sociedad Hípica Amigos del Noble Bruto, un proyecto "estrella", ¿cuál es?
    Ampliar la pista hasta los 800 o 1.000 metros; proyecto que tiene las "bendiciones" del Consell y del Ayuntamiento de Maó pero a largo plazo; confiemos en que el futuro sea más propicio para éste y otros proyectos.

     

     

     

     

    Fuente e imagen: menorca.info

    Artículos
    Suscríbete al boletín