Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Centro de Cría Caballar de Defensa en Écija, Sevilla

    ArtículoProductos y Servicios Equinosjueves 27 marzo 2014
    Compartir:

    Cepeyón es uno de los pura raza española que participa en el servicio de cría caballar en el centro que el Ministerio de Defensa posee en la sevillana localidad de Écija. Este caballo y otros 277 animales albergados en este centro, cuyo servicio estaba gestionado, hasta finales de 2013, por un organismo autónomo y que ahora está integrado en la Secretaría General Técnica de Defensa.

    En concreto, en Écija se dispone de 62 yeguas, 55 sementales y 161 potros, distribuidos en dos fincas y el Depósito de Doma. En las Turquillas, uno d elos centros, se encuentran las hembras reproductivas y los potros hasta que tienen dos años, mientras que los terrenos de Las Islas albergan los caballos machos desde que se destetan y hembras a partir de tres años. Por su parte, en la Doma están los sementales, ubicación en la que, además se encuentran dos instalaciones para entrenamientos de tipo "completo" y para pruebas de enganche, además de los laboratorios para la extracción de semen y un museo de carruajes.

    La labor principal por la que se pusieron en funcionamiento estos centros fue la de criar y suministrar caballos y perros a las Fuerzas Armadas, Guardia Civil, Policía Nacional y otros organismos del Ministerio de Defensa.

    A esta catividad se suman los convenios establecidos con las comunidades autónomas para abastecer de sementales a los ganaderos. Este servicio se presta mediante la cubrición de yeguas.

    Además, cualquier yegua no sirve para ser reproductora, puesto que ha de poseer ciertos requisitos. Para identificar las yeguas idóneas, se lleva a cabo un meticuloso proceso de selección. De hecho, según señalan desde Écija, las competidoras hípicas son las mejores para reproducir, puesto que estudios científicos han identificado que la hembra aporta a la calidad del semental el 60%.

    El laboratorio veterinario ofrece semen refrigerado y congelado para los ganaderos. El primero de ellos tiene una duración limitada: 78 horas hasta su extracción. El segundo tipo se conserva en nitrógeno líquido -160 grados bajo cero- y puede usarse sin límite temporal. La venta de estas dosis no es gratuita, y su precio lo establece el Gobierno, aunque por debajo del valor del mercado. De esta manera, actualmente, una dosis de un caballo normal cuesta 58 euros, mientras que si se trata de campeones hípicos, el desembolso para los ganaderos se eleva a 105 euros. 

    De hecho, uno de los programas que desarrolla Defensa es el de la congelación de embriones, por lo que en caso de que surgiera una epidemia y hubiera que sacrificar a los caballos, en el Centro siempre podrían recuperar la calidad genética recurriendo a los embriones.

    Las primeras inseminaciones con semen congelado se practicaron en los centros de cría caballar en 1986, mientras que con embriones fue en 1990 y estas prácticas solo se desarrollan siempre que se cumplan unas estrictas condiciones sanitarias".

    Se debe mencionar que el 80% de los caballos machos criados en estos centros son adquiridos por los distintos cuerpos de seguridad del Estado y el veinte por ciento restante suelen ser destinados a competiciones hípicas y depósito de sementales.

    En cuanto a las yeguas, un 10% se destina a competición, otro 10% a reproducción y el 80% a subasta pública. Respecto a estos concursos, suelen ser bastante frecuentes, tanto de caballos de desecho (aquéllos ejemplares retirados de su función en las fuerzas de orden público) como de ejemplares excedentes.

    El centro de cría y doma de Écija posee también un museo de carruajes donde se exponen 35 ejemplares de modelos y épocas distintas. En la actualidad, existe un proyecto entre el Ayuntamiento de Écija y Defensa de firmar un convenio para que estas instalaciones puedan ser abiertas al público y sean incluídas dentro del recorrido turístico de la ciudad.
     

     

    Fuente e imagen: diariodesevilla.es 

    Artículos
    Suscríbete al boletín