Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Miguel Ángel Cajilima - Pintor de caballos

    ArtículoProductos y Servicios Equinosmartes 17 abril 2012
    Compartir:

    Miguel Ángel Cajilima es un pintor poco habitual. En realidad, no pinta sobre lienzos sino que lo hace sobre por pedazos de viejas puertas que Cajilima transforma en cuadros. Para ello, previamente, las limpia, raspa y lija e incluso añade un compuesto elaborado por él mismo con ají rocoto, altamisa y un químico venenoso. Esta pócima mágica le sirve para untar las láminas de madera y protegerlas.

    Esta técnica le sirve a Miguel Ángel para tener el material adecuado sobre el que plasmar sus obras, todas dedicadas al caballo. Y es que al artista se crió en el campo y su inspiración la toma de lo que conoce y con lo que se crió: naturaleza y equinos.

    Los rostros de los caballos que Cajilima representa aparecen en diferentes perspectivas y con diversas expresiones. De hecho, toda su obra empezó cuando echaba mano de sus recuerdos infantiles y juveniles en tierras ecuatorianas, de dónde es oriundo. En especial, una manada de caballos que cruzaba un río de El Cajas y la mirada de uno de ellos quedó atrapada en la mente del pintor.

    La técnica de Cajilima es muy original ya que sus obras acaban siendo un collage de cartulina en las que originalmente pinta los caballos con carboncillo, brea y un poco de resina. Cuando el carboncillo está listo, los pega a la madera. Los cuadros tienen, además, otro elemento natural: las sogas hechas de cabuya, que sirven para colgarlos.

    Sobre ciprés o trupán los cuadros tienen texturas bien logradas. En su exposición hay dos obras con marcos de madera que superan los 130 años. Miguel arma su exposición como una instalación que muestra unos establos, dos paquetes de heno, el alimento del caballo, algunos troncos y monte del cerro, escenografías de los paisajes donde galopan los caballos.

     

     

    Fuente e imagen: elmercurio.com.ec/FSV

     

     

     

    Artículos
    Suscríbete al boletín