Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades

    Influenza Equina

    ArtículoCómo - Saludmiércoles 04 mayo 2011
    Compartir:

    Esta enfermedad también se denomina gripe caballar, fiebre tifoidea, tifus equino. Es una plaga muy difundida en yegüerizos mantenidos en pesebres, en las grandes ciudades y sus alrededores.

    Se caracteriza, por ser muy contagiosa y por manifestarse con fiebre y catarro en las vías respiratorias.

     

    Causas. Etiologia

    Está provocada por un virus filtrable pudiendo ser el virus de la influenza Adenovirus o Rinovirus

    La enfermedad puede llegar a agravarse cuando aparecen otros microbios como por ejemplo el estreptococo, actuando como gérmenes asociados al virus, ya prosperan sobre todo en los organismos debilitados.

    El contagio es directo, caballo a caballo, así como por intermedio de comederos y bebederos, forrajes contaminados; la mayor cantidad de virus proviene de los lugares con destilación nasal, la orina y las materias fecales.

     

    Síntomas

    Los síntomas comienzan con fiebre alta y marcados signos de depresión, amodorramiento, pérdida del apetito, edemas en los párpados y en el forro. Al principio del mal suele haber estreñimiento y más adelante diarrea con cólicos suaves, nunca falta el catarro en las vías aéreas, que se reconoce por haber tos, expectoración y destilación nasal de mucus blanquecino.

     

    Lesiones

    Las lesiones consisten en el fuerte enrojecimiento inflamatorio del estómago e intestino, congestión de los riñones. El corazón se encuentra dilatado con algo de líquido pericardico seroso, los pulmones congestionados, las pleuras enrojecidas y opacas pudiendo presentar derrame de líquido.

     

    Tratamiento

    Comprende el tratamiento anti-infeccioso general y el tratamiento asintomático

    1º Debe recurrirse a antibióticos (penicilina sola o combinada con estreptomicina) o a la sulfodroga.
    2º A efectos de evitar complicaciones no está de más inyectar por vía endovenosa suero antiestreptocócico.
    3º Puede emplearse autohemoterapia e inyecciones de leche.
    4º El tratamiento asintomático es variado. Si hay dificultad respiratoria y congestión de las mucosas se hará sangría y se dará bolo purgante de Aloe; se aplicará sinapsismo de mostaza o fricciones de los costillares con linimento amoniacal.

     

    Profilaxis

    Aislar a los caballos enfermos y desinfectar los lugares y las cosas que hayan estado en contacto con ellos.

    Sacar a los animales al aire libre en las horas de sol, teniendo cuidado con los enfriamientos y fatigas intensas.

    Las vacunas contra la influenza equina confieren inmunidad duradera, pues están preparadas contra los microbios que la producen, solo deben usar con fines preventivos en donde aun no se hayan presentado casos.

     

    Otros artículos relacionados con enfermedades en las vías respiratorias del caballo.

    Bronquitis/Bronconeumonía

    Adenitis, parotiditis o papera equina

    Pulmonía contagiosa


     

    Artículos
    Suscríbete al boletín