Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Tamara Barceló - Coaching con caballos

    ArtículoCómo - Trabajar con caballosjueves 10 abril 2014
    Compartir:

    La película The Horse Whisperer, traducida en España como El hombre que susurraba a los caballos, fue todo un descubrimiento para numerosos espectadores del potencial terapéutico de estos animales. Sin embargo, ya por aquel entonces, Monty Roberts había logrado en Estados Unidos el estatus de "gurú" en estas técnicas que hoy en día tan de boga están en nuestra geografía.

    Se trata del coaching con caballos. Una especialidad que permite, según sus impulsores, comprobar el grado de liderazgo, las habilidades en la comunicación no verbal y la capacidad para trabajar en equipo.

    Tamara Barceló, responsable del primer seminario de este tipo llevado a cabo en Mallorca a principios de 2013 lo resume de manera brillante: «El caballo es un ente de manada dispuesto a ceder su liderazgo a aquella persona que tenga las dotes necesarias».

    La alta exigencia y la enorme sinceridad de estos animales los convierte en el elemento perfecto para poder conocer y trabajar toda una serie de rasgos de nuestra personalidad, a través de ejercicios que sitúan al caballo como auténtico protagonista.

    Terapeutas, empresarios y familias enteras participan en jornadas de coaching que se desarrollan con notable éxito en ciudades como Madrid, Barcelona o Valencia, y que, como mencionábamos, ha llegado hasta Mallorca. 

    Margarita, una autónoma «con miedo a los caballos», pero «encantada» de lo vivido durante el seminario fue una de las asistentes al seminario insular: «Los caballos me han enseñado que estoy preparada para sacar mi empresa adelante, y para reafirmarme en mi capacidad de liderar un proyecto como el que he iniciado». La empresaria destaca «la honestidad» de los animales: «son auténticos, siguen su instinto y no te engañan, como los niños pequeños».

    El caso de Margarita no es único. Engracia, terapeuta de Gestalt, asegura haber acabado el seminario «con la autoestima por las nubes». Y es que la naturaleza humana no tiene nada que ver con la animal, tan transparente y que nada esconde «Enfrentarse con caballos y no con personas me ayudó a descubrir mucho de mí misma, en un espacio en el que no cabe lo políticamente correcto».

    Barceló confirma que esta transfromación es alo habitual. Son muchas las personas que tras pasar por una experiencia de este tipo cambian el concepto sobre lo que es el liderazgo. «Muchos llegan creyendo todavía que ser líder significa imponer la fuerza bruta en plan macho dominante. Aquí los caballos les enseñan que son necesarias unas virtudes muy distintas para conseguir liderar grupos». Entre ellas, destaca Tamara, estarían la capacidad para transmitir seguridad y confianza a nuestro entorno. Eso es lo que buscan los caballos y también las personas.

    En un solo día, se realizan diversos ejercicios que permiten a los usuarios conocer mejor sus habilidades directivas, los puntos fuertes y débiles de su capacidad de liderazgo. Después, les muestran un vídeo a los participantes medinate el cual observan cómo han respondido ante las diversas pruebas, y a partir de ahí se programan una serie de jornadas en las que, ya sin los caballos delante, se potencian las fortalezas y se corrigen las debilidades.

     

     

    Fuente e imagen: elmundo.es


     

    Artículos
    Suscríbete al boletín