Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Aparece un caballo desnutrido y con síntomas de maltrato en Badajoz

    NoticiasNoticias sobre Bienestar del Caballomiércoles 20 noviembre 2013
    Compartir:

    Un caballo de unos 14 años de edad tuvo que ser sacrificado el pasado martes tras agonizar durante al menos dos días en un descampado a las afueras de Badajoz.

    En esa zona, un camino que une Suerte de Saavedra con la urbanización de Los Montitos, estuvieron durante unos días acampando unos nómadas portugueses que se dedican al trato de caballos.

    Tres vecinos fueron quienes alertaron a la Policía Local al encontraron al animal en la prolongación de la avenida donde se instalaba el mercadillo de los domingos hasta hace un par de años. Al lugar se desplazó una patrulla que pudo comprobar la presencia del caballo que presentaba síntomas de desnutrición y maltrato. Estaba atado a un árbol y en las proximidades había un perro amarrado a una torreta eléctrica.

    Rápidamente se avisó a un veterinario que analizó el estado del caballo y decidió trasladarlo a una finca de su propiedad para ayudar a su recuperación pero lamentablemente no pudo conseguirlo porque el equino ya no tenía siquiera fuerzas suficientes para levantarse del suelo.

    El responsable de la clínica veterinaria Clinivex, Carlos Rosas Lemus, ha explicado que el animal presentaba lesiones en las patas delanteras a consecuencia de una laminitis. «Esa patología hace que los cascos de los caballos crezcan muy hacia adelante y que tengan dificultades para andar. Lo que no sabemos es si la falta de alimentos causó la enfermedad y esa fue la razón del abandono, o fue la enfermedad lo que hizo que dejaran de alimentar al caballo y decidieran abandonarlo».

    Los vecinos de Suerte de Saavedra indicaroon que en el lugar donde el equino fue encontrado es donde estuvo un campamento de nómadas portugueses dedicados al comercio de caballos, por lo que se está investigando si fueron ellos los que abandonaron al animal.

    En el mismo lugar también había un perro que logró escapar. Permanecía amarrado a una torreta eléctrica e intentó morder a todo aquel que se acrecaba a ayudarlo. Además, cojeaba de una de sus patas, por lo que se cree que también fue abandonado «porque ya no les servía».

    Carlos Rosas ha señalado que «el estado de casquesia del caballo era bastante avanzado» cuando lo encontraron. «Decidimos traerlo a mi domicilio para intentar recuperarlo. Al principio se montó medianamente bien en el carro, pero al llegar aquí se cayó y no fui capaz de levantarlo. En ese momento comenzó a agonizar y tuve que proceder al sacrificio porque no era viable».

    En un análisis posterior, se ha podido comprobar que el caballo tiene microchip, por lo que ahora se están llevando a cabo las averiguaciones para identificar a su propietario. «Supuestamente ha sido abandonado por un grupo de personas que viaja en carros, pero eso lo determinará la investigación».

    Desde la Policía Local confirman que todas las sospechas apuntan a un grupo de gitanos portugueses que atraviesan la ciudad con cierta frecuencia. «Es frustrante encontrarse con animales así. El año pasado ocurrió en Cerro Gordo y estos días han localizado otro en Los Santos de Maimona que también estaba abandonado. En ese caso había sido robado».

    Carlos Rosas lamenta que todavía haya personas que sólo ven en los caballos un modo de hacer negocio. «Ese animal podría haber sobrevivido si lo hubiésemos tratado una semana o quince días antes. Los vecinos le habían llevado pan humedecido y perejil seco para que comiera, pero eso no ha sido suficiente».

     

     

    Fuente e imagen: hoy.es

    Noticias
    Suscríbete al boletín