Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Caballoastur alerta sobre aguas contaminadas tras la muerte de un poni

    Compartir:

    La asociación ecuestre Caballoastur ha pedido a la Confederación Hidrográfica del Cantábrico que tome medidas para mejorar el cauce del río Noreña en la zona de Buenavista, tras la muerte reciente de un poni de cuatro años que quedó atrapado la semana pasada en una zona de aguas estancadas. Según explicó la presidenta del colectivo, Isabel Antuña, la Confederación desvió el cauce del río y no cubrió la zona del cauce que quedó inutilizada, que sigue inundada y, al parecer, muy contaminada

    Esto explicaría la muerte del poni. El animal había sido visto el martes pasado en la finca, y al día siguiente no aparecía, con lo que los miembros de la asociación se extrañaron de su ausencia. Comenzaron a buscarlo y lo encontraron en el cauce cegado. Trataron por todos los medios de sacarlo y no pudieron. Finalmente, fueron los bomberos los que lo rescataron y, aunque debilitado, salió vivo. Sin embargo, finalmente, el jueves de madrugada falleció. Lo más significativo fue que una perra con la que intentaron ayudarlo a salir y que se metió en el mismo agua sufrió al día siguiente una grave intoxicación por la que tuvo que ser asistida.

    «Podía haber muerto de cansancio, de debilidad, pero no fue el caso, porque salió con vida del agua. Tiene que ser mucha casualidad que la perra también se contaminara», dijo Isabel Antuña.

    La finca en la que murió el poni es la principal de las que usa Caballoastur para adoptar caballos abandonados que posteriormente trata de reubicar. La presidenta de la asociación aseguró que el cauce antiguo «es un peligro, porque el agua está contaminada y aparecen residuos de todo tipo», con lo que los animales están expuestos. Piden algún tipo de intervención para evitar que algo así vuelva a ocurrir.

     

    Fuente: lne.es

    Noticias
    Suscríbete al boletín