Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    Decomisados nueve équidos de una finca en la provincia de Barcelona

    Compartir:

    El Ayuntamiento del municipio barcelonés de Figaró (Barcelona), en colaboración con las asociaciones de protección de derechos animales ADE y FAADA, Agentes Rurales y los Mossos d'Esquadra, han decomisado nueve equinos, que se hallaban en estado de desnutrición y sin recibir aparentemente ningún cuidado en una finca de la localidad.

    Los cinco caballos, tres ponis y un asno fueron decomisados, según ha informado FAADA, el pasado viernes, 2 de enero, en la finca de Ca Ullar (El Figaró). De hecho, su propietario, cuyas iniciales son E.M., cuenta ya con numerosas denuncias tanto de vecinos como de asociaciones protectoras.

    FAADA, que ha solicitado que el propietario de la finca sea inhabilitado, hace una década que viene recibiendo quejas por el trato que reciben los animales de esa finca, donde conviven caballos, cabras, ovejas, perros y cerdos vietnamitas que, de acuerdo con la información de la protectora, "se tienen que buscar la vida para comer ya que el propietario no les proporciona ningún tipo de pienso ni alimentación suplementaria".

    Según la entidad animalista, tienen constancia de que los agentes de la autoridad han levantado varias actas en esa finca por infracciones y por maltrato animal desde el año 1992.  De hecho, en 2007 ,este caso se llevó incluso al Parlamento de Catalunya.

    Algunos animales se ven obligados a buscar el alimento por los alrededores de la finca en unos terrenos que están claramente sobreexplotados, motivo por el que acaban pastando en la vía pública o en las fincas de los vecinos.

    FAADA informa de que ADE, lleva años haciéndose cargo de caballos de esa finca, muchos de los cuales han sido recogidos en un estado tan lamentable que acabaron falleciendo debido a su estado de desnutrición y delgadez extrema. ADE estima que en diez años han recogido veinte caballos.

    Según recoge la asociación en su comunicado, hoy en día E. M. acumula ya más de medio centenar de denuncias, provenientes de vecinos, de protectoras e incluso de agentes rurales. El denunciado carece de licencia de actividad ganadera y de desguace -acumula más de 70 vehículos y multitud de electrodomésticos en desuso-. Además, la finca se sitúa en un espacio natural protegido. El problema se ha ido perpetuando porque hasta ahora solo se efectuaban inspecciones, sin llegar a decomisar ningún animal, y los únicos que eran recogidos eran los que vagaban por la carretera, con el peligro que eso supone. A continuación, el denunciado pagaba la sanción y ahí quedaba todo.

    Por estos antecedentes y por la continua reincidencia de E. M., FAADA solicitó que los animales fueran sacados de allí y pedirán la inhabilitación de este ciudadano para la tenencia de cualquier animal. En este sentido, el Ayuntamiento de Figaró decretó el cierre de la actividad ilegal, para así permitir el decomiso de todos los animales, dado que desde el Departamento competente de la Generalitat (DAAM) no se había dado ninguna solución.

     

    Fuente e imagen: faada.org

    Noticias
    Suscríbete al boletín