Todas las categorías
    • Todas las categorías
    • Caballos
    • Transportes
    • Accesorios
    • Servicios
    • Mascotas
    • Propiedades
    Please select a location from the drop-down list

    La feria de Porto, en Zamora, punto de encuentro para ganaderos de la zona y parte de Galicia

    NoticiasNoticias sobre Eventosmiércoles 30 julio 2014
    Compartir:

    La feria de ganado de Porto de Sanabria, en la provincia de Zamora, vivió este fin de semana su gran cita en el recinto ferial y en los prados contiguos a los que acudieron un centenar de equinos. De hecho, incluso acudió media docena de cabalgaduras que cruzaron la Sierra Segundera desde Santa Colomba de Sanabria y El Puente, en la Sanabria Baja.

    Asimismo acudieron muchos vecinos de la comarca y zonas limítrofes de Galicia. Los criadores de caballar de Porto trasladaban su interés en relanzar la venta de estos animales, motivo por el que se pudo contar con la presencia de tratantes gallegos, interesados en el ganado. Los precio,s no obstante, se mantienen bajos pues para a los criadores les apenas que cueste más un microchip de identificación que un potro de un mes.

    Si bien la jornada empezó pronto, algunos caballistas comenzaron el trayecto hacia Porto el día antes para cruzar desde El Puente por la laguna de Sotillo a la Pedriña y enfilar a Puente Porto para llegar la tarde antes. Ejemplo de esto es Marino Fernández, que se trajo con él un potro de 2 años que quería vender por unos 3.000 euros, si alguien se los pagaba.

    A las once de la mañana llegaban desde Santa Colomba los hermanos Claudio y Carlos Pereira tras cuatro horas largas a caballo por la Sierra que merecieron la pena y "si nos compran el potro que nos llegue para comprar el pulpo". Eso sí, aclaran que los ejemplares son "de casa" y no se crían como negocio. Uno de los animales es de un ganadero de Requejo. La intención era "que viniera más gente por la Sierra, pero no se han animado".

    Prácticamente a la misma hora llegaban otras tres cabalgaduras de recreo pero desde el límite gallego de Valdín, unos 7 kilómetros. Manuel Pérez de Villamartín de Valdeorras, gran aficionado a la doma de caballos,  que se dedica como afición a la doma, aunque es pescadero de profesión. "Merece la pena. Hemos venido por los mayores que contaban que venían a esta feria" precisa José Antonio de A Mezquita, equipado de jinete. Andrés Villarino de El Cañizo es el tercer acompañante.

    En el recinto ferial todas las miradas recayeron en el semental "Moro" que, en principio, no estaba a la venta ya que es el patrón genético de una de las pequeñas yeguadas locales. En un momento dado, la presencia de los compradores y los corrillos que formaban entre ellos acaparó las miradas de buena parte de los espectadores.

    Ana, una de las ganaderas ya jubilada, recordaba que este invierno ha sido duro para los caballos debido a las nevadas. En su casa se perdieron dos potras que finalmente fueron localizadas en marzo en la parte de Galicia. En su experta opinión, si llegan a estar por la parte de Segundera se hubieran muerto por las condiciones climáticas.
     

     


    Fuente e imágenes: laopiniondezamora.es

    Noticias
    Suscríbete al boletín